• Muchas valoraciones positivas
  • Más de 40 millones de imanes en stock

Cómo hacer un portalápices para el escritorio

Portalápices funcional para el escritorio (de los niños) con lámina magnética
Autor: A. Wetzel, Adelsdorf, Bayern, Alemania
En línea desde: 12.09.2022, n.º de visitas: 1332
Además de con una nueva mochila, libros y lápices, los niños que van por primera vez al cole se entusiasmarán con algo que les motive a hacer los deberes. ¡Y quizá hasta a los padres les entusiasme tanto como a ellos!

Así me vino a la cabeza diseñar unas casitas en fila como portalápices para el escritorio. Las casitas tienen dos paredes funcionales. Cada una puede alinearse magnéticamente con la otra. En la otra pared se puede escribir con tiza.

De esta manera, el escritorio queda organizado como por arte de magia.

Hice dos versiones: una para los chicos o para los aficionados al espacio y otra para las chicas o para los que prefieren colores más claros y brillantes.

Material necesario


Nota del equipo de supermagnete: En el diseño y en el uso de diferentes materiales no hay casi limite alguno. Se puede usar tanto lámina magnética de colores como lámina magnética adhesiva. Decida usted mismo cómo quiere diseñar su portalápices.

Instrucciones

Todas las paredes de la casa están construidas con aglomerado de 2 mm y las paredes están unidas con pegamento para encuadernar Planatol BB sin diluir. El pegamento residual no es un problema, ya que la casa se enluce por dentro y por fuera.

Tamaño de las piezas
  • 1 x 8 x 8 cm
  • Paredes a dos aguas de 2 x 8 x 13 cm
  • Paredes laterales de 2 x 7,6 x 8 cm

Nota del equipo supermagnete: En lugar del pegamento para encuadernar, también se podría utilizar nuestro pegamento UHU MAX REPAIR.
La forma básica cuadrada de la casita es de 8 x 8 cm en mi proyecto.

Así pues, dibujé las paredes del frontón a partir de una altura de 8 cm. De todos modos, la forma del techo se puede dibujar como se quiera.

Consejo: Con un cúter y una regla metálica de borde recto, se pueden cortar con precisión los frontones del aglomerado.
Una vez que la casita esté lista y seca, ya se puede enlucir. Para el interior, utilicé espráis acrílicos.

Es mejor dejar secar la casa pintada con espray durante unos días para que deje de oler (aunque se puede tocar antes). A continuación, se puede decorar por fuera. Comencé con los frontones y continué con las partes laterales. La base la hice en último lugar.
Cubrí los frontones de la casa colocando ese lado sobre el papel o el corcho y trazándolo con un lápiz fino. Así pude dejar unas lengüetas adhesivas en los lados «no inclinados» para poder doblarlos.

Cubrí los frontones con cola de dispersión y pegué el papel o el corcho encima.
La lámina magnética no se puede doblar, así que no puse ahí las lengüetas adhesivas y me limité a pegar el cuadrado correspondiente. Dejé una lengüeta adhesiva en la parte inferior del vinilo de pizarra.

Consejo: Aunque el vinilo de pizarra CB-4040 o la lámina magnética MS-A4-STIC sean adhesivos, se recomienda utilizar también cola de dispersión. Así se sostiene mejor, especialmente en superficies que no son completamente lisas, sino más bien algo rugosas.

A continuación, solo faltaba una base, p. ej., de corcho, y ya está lista la casita. Finalmente se puede decorar, diseñar y equipar como se desee.

Para obtener más ideas creativas, visite el blog y la tienda de Angela Wetzel en www.schnipselschnecke.com o su cuenta de Instagram en @angi_schnipselschnecke.